The anthropohyl´s

Archive for March, 2009|Monthly archive page

Battle in Barna

In Uncategorized on March 19, 2009 at 2:38 pm

Recientemente he tenido la oportunidad de asistir a una película inspirada en los hechos acontecidos en la ciudad de Seattle en 1999 por la llegada de la reunión del WTO (Organización Mundial del Comercio, OMC en español): Battle in Seattle. Aunque la película simplifica al máximo a los personajes protagonistas y los reduce a una pandilla de inconformistas que buscan la redención de algunos pasajes anteriores de su vida saliendo a la calle a liarla, vale la pena darle una ojeada. Probablemente las simplificaciones se deban a las imposiciones de los productoras para que esta haya podido salir a la luz… Sin embargo difícil es, en los tiempos que corren, que vuelva a salir de Hollywood un análisis serio de este tipo de acontecimientos sin reducirlo a los actos de unos locos. Unos locos, que quizá en el contexto de crisis internacional en el que nos movemos, puedan ser mejor comprendidos por el público general (quien se volverá a olvidar de ellos en cuanto la economía empiece a funcionar un poco mejor).

Hoy hemos desayunado con las noticias relacionadas con la represión ejercida por los mossos de escuadra sobre los estudiantes de la Universidad de Barcelona en el día de ayer. No es nada nuevo. Un grupo de estudiantes dispuestos a ser oidos en sus quejas hacia una regulamentación (Bolonia) que busca convertir a los universitarios del futuro en meros técnicos. Tampoco estaban dispuestos a dejarse amedrentar por la maquinaria de la oligarquía que se hace llamar democracia. La cosa no puede acabar de otro modo. El sistema no se puede permitir la asociación de personas que cuestionen el modo en que se rige y se regula el mundo actual. La política la de siempre:hay que destruirlos física e intelectualmente. Para esos fines cuentan con dos ejércitos: el de los antidisturbios (el más temible) y el de la maquinaría propagandística de los medios de comunicación (los más destructivos). La idea es simple, enviar a estos emisarios con dos fines claros, dispersar a los manifestantes a CUALQUIER precio y pasar la imagen a la sociedad de que son un grupo de jóvenes sin perspectivas que se aburrían y decidieron perder el tiempo agrediendo a los pobres mossos. Conclusión: más de medio centenar de heridos, incluyendo un niño de diez años y varios periodistas (daños colaterales). Puede que por este último hecho, alguno de los asalariados de la información pueda llegar a sentir un mínimo resquicio de solidaridad con sus compañeros y descubrir la brutalidad con la que la policía actuó siguiendo las ordenes de sus dueños. Puede que hasta se llegue a cuestionar mínimamente el modo de actuar de los mossos, cosa que de no haber mediado periodistas heridos nunca sucedería (revisen en las videotecas el modo en que las noticias sobre las recientes manifestaciones en Atenas han sido tratadas en la mayor parte de los medios). Como se dice al final de la película, Seattle marcó un antes y un después en el modo de organizar las grandes conferencias internacionales tanto de la OMC, como del G8, del G20 o de Bilderberg… difícilmente se les volverá a pillar desprevenidos como aquella vez…

Sin embargo, como comparar es gratuito, podemos sacar a colación la huelga general que se desarrolla en el día de hoy en Francia. Cientos de manifestaciones en todo el país. Cuál es el balance? hasta este momento todo fluye con normalidad. Aunque la democracia francesa no es menos oligarca que cualquiera, en el país vecino aún huelen la sangre que corrió por la guillotina unos siglos atrás y eso impone algún respeto… Un respeto que en España simplemente no existe porque los 40 años de dictadura demostraron la excasa capacidad de reacción de la sociedad española.

Thomas Stevenson

Advertisements